SERIES

martes, 19 de abril de 2016

Pintura moderna japonesa: la pintura yōga del periodo Shōwa, III

La pintura japonesa de estilo occidental en el periodo Shōwa, tercera parte 
Como dije hace dos semanas, con este artículo concluyo esta serie dedicada a la pintura japonesa de estilo occidental realizada por artistas cuya actividad se desarrolló, aproximadamente, entre 1870 y 1945. Hoy hablaré de dos creadores de corta vida: Ai mitsu y Matsumoto Shunsuke.

Ai Mitsu (1907-1946)
Ai Mitsu fue uno de los numerosos artistas japoneses que cambió de nombre varias veces. Realmente se llamaba Ishimura Nichirō, pero en 1923, al comenzar sus estudios de pintura, adoptó el alias artístico de Aikawa Mitsurō. Tres años más tarde, cuando recibió el primer premio en la tercera muestra de la Nika-kai, decidió acortar su apodo y dejarlo como Ai Mitsu.

domingo, 10 de abril de 2016

Mari Hashimoto: “Iwashi. Leyendas y gastronomía del Japón”

Un libro de gastronomía que va más de la gastronomía
Tengo el gusto de comentar hoy un libro de un tema que no he tratado nunca en este blog. Me refiero a la gastronomía, la gastronomía japonesa. He decidido a hacer su reseña porque, aunque en él se habla de recetas culinarias, su contenido va mucho más allá de la simple relación de ingredientes y de la descripción de cómo cocinarlos.

El libro Iwashi. Leyendas y gastronomía del Japón, publicado en febrero de 2015 por la editorial pontevedresa Edicións Cumio, lo ha escrito Mari Hashimoto, profesora de japonés en la Escuela Oficial de Idiomas de Vigo y residente en España desde hace más de dos décadas. Sus más de doscientas páginas están profusamente ilustradas con dibujos de María Jesús Pirallo y fotografías de José María López.

martes, 5 de abril de 2016

Pintura moderna japonesa: la pintura yōga del periodo Shōwa, II

La pintura japonesa de estilo occidental en el periodo Shōwa, segunda parte 
En el artículo anterior comenté la obra del representante más preclaro del surrealismo de preguerra en Japón, y hoy lo haré de los artistas que practicaron la pintura no figurativa en ese periodo. Curiosamente, a pesar de la tradicional tendencia hacia la abstracción del arte nipón, ese movimiento tardó algo más que el surrealismo en atraer a los japoneses y no fue hasta 1937 que una treintena de entusiastas de ese estilo se agruparon en la denominada Asociación de Artistas Libres para defender activamente sus postulados. Sus fundadores fueron Hasegawa Saburō y Murai Masanari, y de ambos hablaré hoy.

Hasegawa Saburō (1906-1957)
Después de finalizar sus estudios en la Universidad de las Artes de Tokio, Hasegawa Saburō viajó durante varios años por Estados Unidos y Europa, donde logró exponer en el Salon d’Automne de París en 1930. Cuando volvió a su país, en 1932, participó muy activamente en la fundación de varias asociaciones vanguardistas.